Calificadora Fitch Ratings rebaja la nota a Bolivia y alerta que la estabilidad económica está en riesgo

Las consultoras internacionales vienen advirtiendo sobre la difícil situación de la economía boliviana

La consultora internacional Fitch Ratings rebaja calificación de Bolivia de B- a ‘CCC’ y advierte consecuencias del agotamiento de Reservas Internacionales y el surgimiento de un mercado paralelo del dólar.

“Esto ha resultado en un racionamiento de divisas y en el surgimiento de tipos de cambio de mercados paralelos”, advierte el reporte de la calificadora que ve los riesgos para la estabilidad macroeconómica, informó Unitel y Erbol.

Fitch evidencia de una menor disposición a pagar deuda externa como medio para aliviar las actuales presiones de liquidez externa.

La firma internacional Fitch Ratings rebajó la calificación de Bolivia que ya se encontraba en el umbral de negativo desde marzo de 2023.

En un nuevo reporte divulgado este martes, la calificación bajó de ‘B-’ a ‘CCC’, haciendo notar un agotamiento de las Reservas internacionales Netas (RIN).

La calificadora “normalmente no asigna perspectivas” de CCC, pero el reporte remarca que la rebaja refleja una disminución significativa de las Reservas Internacionales “utilizables a niveles muy bajos, lo que aumenta los riesgos para la estabilidad macroeconómica y la capacidad de servicio de la deuda”.

Ante este escenario, reseña que hay probabilidad de que los amplios déficits fiscales, financiados en gran medida con préstamos del Banco Central, y la ausencia de un plan de consolidación concreto sigan ejerciendo presión sobre las reservas.

“Esto ha resultado en un racionamiento de divisas y en el surgimiento de tipos de cambio de mercados paralelos en el contexto de un régimen monetario estabilizado. El servicio de la deuda comercial externa sigue siendo bajo durante 2024-2025, algo que Fitch espera que las autoridades den prioridad debido a su escasa liquidez en divisas”, reza el informe.

Por su parte, el Gobierno rechaza la rebaja de calificación de Fitch Ratings y ve que no consideró indicadores “positivos”
La calificadora internacional bajó la calificación de Bolivia de ‘B-’ a ‘CCC’, haciendo notar un agotamiento de las Reservas Internacionales y la amenaza al financiamiento.

Marcelo Montenegro es el ministro de Economía
Después de que la firma internacional Fitch Ratings rebajó la calificación de Bolivia de ‘B-‘ a ‘CCC’, desde el Ministerio de Economía salieron a rechazar el informe señalando que no se tomaron en cuenta indicadores positivos que maneja el Gobierno y subrayando que el país ha demostrado el cumplimiento permanente y responsable de su deuda externa.

Según el Gobierno, la calificación “carece de un análisis en su verdadera dimensión de los resultados positivos alcanzados en la economía nacional y los esfuerzos realizados para hacer frente al adverso entorno internacional”, por lo que ratifica el Modelo Económico Social Comunitario Productivo.

La calificadora “normalmente no asigna perspectivas” de CCC, pero el reporte remarca que la rebaja refleja una disminución significativa de las Reservas Internacionales “utilizables a niveles muy bajos, lo que aumenta los riesgos para la estabilidad macroeconómica y la capacidad de servicio de la deuda”.

Desde el Ministerio, que comanda Marcelo Montenegro, señalan que Fitch coloca las proyecciones de crecimiento para Bolivia en un rango pesimista, cuando en 2023 apareció como la tercera economía con mayor crecimiento de la región, a diferencia de Argentina, Uruguay, Chile y Perú.

Asuntos Centrales

Programa radial que se emite de lunes a viernes de 17:00 a 19:00 a través de Marítima 100.9

Deja un comentario

Botón volver arriba