El Gobierno analiza un “ajuste gradual” a la subvención a los hidrocarburos para frenar la difícil situación económica

Jorge Richter advirtió que el Gobierno no hará caer el costo de los combustibles en los sectores sociales vulnerables

El vocero presidencial Jorge Richter reconoció que el Gobierno del presidente Luis Arce Catacora debe adoptar medidas “más rápidas y audaces” para enfrentar la actual situación económica marcada por el desplome de las Reservas Internacionales, el incremento del “riesgo país” y la falta de dólares para las importaciones de combustibles, especialmente diésel, que ha llevado a un incremento de la incertidumbre entre la población.

En diálogo con Asuntos Centrales, Richter reveló que el Ejecutivo está analizando varias alternativas para desarticular el sistema de subsidios a los hidrocarburos que genera un gasto público de más de 1.700 millones de dólares anuales y se ha vuelto “insostenible” para mantener las finanzas públicas del Estado.

Richter remarcó que cualquier medida que se vaya adoptar no hará caer el peso del costo de los combustibles en los sectores sociales más vulnerables y sí pensar en una mayor contribución de sectores que están recibiendo mayores ganancias, como es el caso de los mineros auríferos y de sectores sociales de altos ingresos económicos.

Richter comenzó señalando que “es importante reconocer la realidad y no ser necios”.

“La economía no tiene los mismos indicadores del año pasado”, afirmó.

El vocero, destacó, sin embargo, que un dato positivo es que “tenemos una inflación controlada y eso es importante”

“En Argentina, la inflación destruye los salarios y sube la pobreza y el desempleo, y eso no está ocurriendo en Bolivia”

El mayor problema está en el sector hidrocarburífero, donde ya se ha generado una “crisis energética” por el declive de la producción de gas y petróleo y por el incremento de las importaciones de diésel y gasolina que se deben financiar con dólares en efectivo, que el Estado tiene cada vez menos.

Richter, sin embargo, advirtió: “No vamos a trasladar el costo de los combustibles en Bolivia a la canasta familiar de los sectores más vulnerables, vamos impulsar medidas graduales para producir más biocombustibles y combatir el contrabando”.

“Lastimosamente, las plantas de biocombustibles estarán listas recién en marzo”

“Hay que producir más biocombustibles y combatir más el contrabando para enfrentar este cuadro negativo”, indico.

Richter destacó que hay varias propuestas sobre la mesa para discutir la reducción de los subsidios a los hidrocarburos.

“Hay varias propuestas para levantar parcialmente el subsidio a los combustibles”

“Todo el sector aurífero tiene que tener un tratamiento diferente al actual”

“La capacidad de movilización de los mineros auríferos es muy alta”

“Se está discutiendo la liberalización de las importaciones de carburantes”

“No hay disposición de divisas para hacer las compras de combustibles”

Richter recordó que “los ingresos en dólares dependen de la renta petrolera que cayó de 6.000 millones a 2.000 millones”

Por eso, “el mayor dolor de cabeza del gobierno es la falta de disponibilidad de divisas para pagar las importaciones de combustibles”.

El Vocero destacó que “los exportadores privados dejan sus divisas en otros países y no las canalizan en el banco central”, por ello, gran parte de las ganancias de los exportadores no se quedan en el país.

Richter dio a entender que habría que repatriar esos fondos de los privados, pero que se está viendo la mejor forma de hacerlo.

A su vez, “hay producción de oro, pero los productores no lo venden al estado y se va por el contrabando porque allí reciben mayores ganancias”

El escenario es complejo y el Gobierno insiste en asegurar que la situación está bajo control. Richter, en cambio, remarcó en el diálogo con Asuntos Centrales que falta rapidez y audacia para enfrentar el frente negativo de la economía.

“El clima social se puede distorsionar si suben los precios y si los ingresos no alcanzan”, precisó.

“Hay que reaccionar con mayor rapidez frente a la situación económica”

“Hay que ser más audaces para enfrentar los problemas económicos”

“Tenemos 3.500 millones de dólares en créditos, pero no se aprueban en la Asamblea Legislativa por la división política interna”

“El endeudamiento no es para pagar salarios, sino para la inversión productiva”

“Solo estamos tres años en la gestión y tenemos una oposición muy dura en la asamblea”

Consultado sobre el “riesgo país” que se ha incrementado no solo por la economía, sino por el creciente conflicto político, lo que ha dejado a Bolivia en el penúltimo lugar detrás de Venezuela según el último ránking de la consultora estadounidense Bloomberg, Richter manifestó:

“El riesgo país no es solo económico, sino político y de gobernabilidad”, indicó.

“El conflicto político está pesando mucho en la economía del país”

“La gobernabilidad será difícil en 2024 por la falta de apoyo en la asamblea y por el conflicto que pasará a las calles”

“En bolivia hay bloqueos permanentes por las demandas sectoriales”

“En términos políticos será más difícil porque hay una persona (Evo Morales Ayma) que insiste en ser el único candidato”, apuntó.

¿Cuál es la salida? Richter insistió que será el diálogo y el consenso, para continuar con “medidas graduales” para apuntalar a la economía.

“Vamos a impulsar el diálogo y el consenso para combatir el bloqueo”

“No vamos a imponer medidas de shock, vamos a mantener medidas graduales, pero hay que reaccionar con mayor rapidez y tenemos que ser más audaces frente a la situación económica”, advirtió.

“Hay que ser más audaces para enfrentar los problemas económicos. El Banco Central tiene que comprar oro más rápidamente”, destacó finalmente.

Asuntos Centrales

Programa radial que se emite de lunes a viernes de 17:00 a 19:00 a través de Marítima 100.9

Deja un comentario

Botón volver arriba