Tras fuerte presión fiscal, el Grupo Valdivia se queda con el diario Los Tiempos de Cochabamba

El Grupo Valdivia venía presionando hace varios años para quedarse con el paquete mayoritario de Los Tiempos

Después de una fuerte presión fiscal de parte del Gobierno, el grupo empresarial Valdivia, dueño de Gravetal y los hoteles Radisson y Casablanca, adquirió el paquete mayoritario de Editorial Canelas, la casa matriz del diario Los Tiempos de Cochabamba, informó Eju Tv.

La información fue confirmada por una comunicación de los accionistas a la directora del matutino, Luz Marina Canelas.

Los nuevos propietarios del medio, relacionados con el MAS, no se han pronunciado ni emitido ningún informe oficial.

Los Tiempos, que el 16 de septiembre pasado cumplió 80 años, era objeto de presión fiscal y política por parte de grupos afines al Gobierno, lo que, sumado a la crisis pospandemia y la irrupción de las tecnologías digitales, tenían al medio sumido en una profunda crisis económica.

Detrás de la compra de Los Tiempos está el empresario y exdiputado del Movimiento al Socialismo (MAS), Juan Valdivia, principal interesado en quedarse con las acciones de ese medio de comunicación en Cochabamba. En 2019, Valdivia fue denunciado por obtener en menos de una década, una fortuna de 65 millones de dólares.

El directorio de Editorial Canelas, la empresa valluna que produce el matutino Los Tiempos, denunció la pasada semana que existe una constante y sistemática presión y asfixia gubernamental para que las acciones del medio impreso pasen a manos de gente vinculada al partido oficialista, que eran accionistas minoritarios.

“El punto central es que estos ataques vienen del señor Eduardo Valdivia y la presión contra Los Tiempos, toda esta campaña, viene justamente de ese lado”, expresó el ex director del periódico, Maco Zelaya.

Valdivia Almanza fue diputado uninominal de Quillacollo por el MAS de 2010 a 2015, y en su declaración jurada dijo poseer Bs 8 millones de patrimonio. Sin embargo, omitió dar a conocer su condición como accionista mayoritario de Inversoja S.A., una empresa que en 2008 compró Gravetal, un consorcio que comenzó con la exportación de derivados de soya y que llegó al país de la mano del inversor venezolano paraguayo Carlos Gil.

El también exdiputado Bernardo Montenegro presentó en diciembre de 2019 una denuncia contra Valdivia ante la Fiscalía de Santa Cruz y la Contraloría General que no avanzó. Se manejó entonces la figura de enriquecimiento ilícito por el cálculo de los 35 millones de dólares que tendría el empresario masista como presidente del directorio de Gravetal y el control del 34% de las acciones.

Posteriormente, Montenegro indagó las otras inversiones de Valdivia que llegarían a un total de 65 millones de dólares de patrimonio, gracias a proyectos inmobiliarios como las Colinas del Urubó, la compra de la mitad de las acciones del Hotel Radisson en Santa Cruz, como dueño de la importadora de automóviles Honsa y otros negocios que van desde fertilizantes hasta heladerías en Cochabamba.

El investigador jurídico Franz Barrios, añadió que Valdivia también tiene relación con la cadena de hoteles Casablanca en Santa Cruz, propiedad de su familia, y que sería allegado a la exdirectora de la Autoridad del Sistema Financiero (ASFI), Lenny Valdivia.

“Ahora que quieren asaltar las acciones de Los Tiempos, volvemos a cuestionar la licitud de esos pseudo empresarios”, escribió Barrios en sus redes sociales. Valdivia Almanza se hizo cargo efectivo de Gravetal en 2009 y tuvo como otro accionista a Sebastián Rivero Guzmán, hermano de la exdiputada beniana del MAS Susana Rivero, y puso en el Directorio a Katarina Gumucio Stambuk, exdelegada presidencial de Evo Morales, que se encargaría de gerentar el canal Abya Yala que el régimen de Irán “regaló” a Morales, cuyo patrimonio luego fue transferido en forma de “Fundación” que recibió bienes incautados en calidad de donación por el Ministerio de la Presidencia.

Asuntos Centrales

Programa radial que se emite de lunes a viernes de 17:00 a 19:00 a través de Marítima 100.9

Deja un comentario

Botón volver arriba